¿Porque ven a la gente  buena como tonta?

¿Porque ven a la gente buena como tonta?

Bismillahi Rahmani  Rahim

A muchos nos ha pasado que al entrar en el  islam  nos enseñan que debemos  aprender  a pensar bien de los demás,  a  tratar de ser mejores personas y mejorar nuestra forma de ser con nosotros,  pero  sobre todo,  con los demás ,  porque lo  hacemos por Allah. Para ganar su complacencia.

Encontramos innumerables versos del Corán que nos invitan a tener buen comportamiento, tratar de ser caritativos, compasivos con los demás, poner excusas a la gente y siempre perdonar los errores de los demás.

 Pero a veces nos  llegamos a sentir mal,  porque  consideramos que no  somos lo suficiente  buenos con los demás.  Y nos derrumbamos emocionalmente.

Porque tratamos de hacer las cosas bien con Allah y al final algo sale mal, ponemos todo el esfuerzo de nuestra parte y ante el mundo parece lo contrario.

¿Nos hemos puesto a reflexionar sobre la influencia de la  sociedad sobre nosotros?

Pocas veces nos ponemos a pensar que  nuestra actitud y pensamiento  es fruto de generaciones, alimentando diferentes formas de pensamientos  para sobrevivir.    Vivimos en sociedades que nos han enseñado todo lo contrario  a lo que enseña el islam como el famoso dicho:

“piensa mal y acertaras”   “el que no tranza no avanza”

Cuando el islam dice:

Dale setenta excusas a tu hermano”   “No hagas mal a los demás”

Si quieres tener éxito en la vida ayuda a tu hermano “

 ¿Pero cómo luchar con eso si  es un pensamiento muy común en las sociedades?  Muchas veces se le toma a la gente por inteligente  al pasar sobre  los derechos de los demás o por  sobresalir a costa de los demás, a la gente es común que se le elogie  por saber cómo actuar frente a la sociedad y esquivar las situaciones difíciles que tiene, el relacionarse con los demás. Sin importar mucho en la justicia o los valores que se le da a los demás.

Mucha gente está acostumbrada a cumplir sus objetivos  pasando sobre los demás.

¿Pero porque se da esto?

 Por  generaciones la gente es educada  y programada para aprender a sacar ventaja de los demás y pensamos que los demás hacen lo mismo, es  difícil romper  programaciones colectivas  por y para las  masas, en los medios de comunicación, ponen a los malos  como chistosos así como si fuera broma, para muchos causa entretenimiento  y diversión hacer maldades,    pero cuando entramos en el islam se nos enseña todo lo contrario y desprogramarnos mentalmente no es tarea fácil, no solo es de leer y uno empieza a  practicar automáticamente.

Son actos que requieren de mucho esfuerzo,  suplicar a Allah  que cambie los pensamientos,  practica continua, constancia, estudios constante, conciencia a un cambio o  disposición a un cambio consiente así como después  tener una mentalidad de que la gente no va a comprender  fácilmente como: Porque quieres comprar a un precio justo, o que uno se vuelva más callado que antes, o tratar de pensar bien de los demás,

Abdullah Ibn ‘Amr Ibn Al ‘Âs informó que el Profeta la paz y bendiciones sean con él,  en reiteradas veces le dijo a sus Compañeros: 

«Los de buen carácter son los mejores de nosotros”.

Y también dijo: 

«Las malas palabras y las charlas de chismes  no tienen nada que ver con el Islam. El mejor de las personas es aquel que mejor trata a sus semejantes».

Los Saĥâbah  que Allah este complacido con ellos.   Oían las nobles enseñanzas morales del Profeta, y veían con sus propios ojos de qué excelente manera él trataba a las personas.

 Ellos obedecían sus palabras y seguían su ejemplo. Así fue como se estableció una sociedad que nunca ha sido igualada en la historia de humanidad. 

Seguir las enseñanzas islámicas a veces nos hace parecer tontos en la sociedad, al tratar de ser justo, de pensar bien de los demás, al hablar solo de lo necesario sin criticar y difamar a la gente , seguir indicaciones y reglas establecidas por la sociedad por temor a Allah. Nos podemos llegar a sentir raros o extraños.

También es común que entre musulmanes se critiquen y piensen mal de uno a otros pero lo más importante  es tener fuerza de voluntad y dejar de mirar a los demás.

Centrarnos en nosotros mismos y seguir el noble Corán es lo único que nos dará el éxito en esta vida y en la otra.

En gran reto, es el trabajo con nosotros mismos y cuidar de nuestras palabras, pensamientos y sobre todo nuestros actos.

Recuerden siempre.

Abdullah Ibn ‘Amr Ibn Al ‘Âs informó que el Profeta la paz y bendiciones sean con él,  en reiteradas veces le dijo a sus Compañeros:

«Los de buen carácter son los mejores de entre nosotros”.

Y eso incluye desde los pensamientos, pues los pensamientos  se convierten en acciones.  

Deja un comentario

Cerrar menú